La fuerza de un voto…